«

»

Nov 30

Beneficios de cocinar con Aceite de Coco

cocinar-con-aceite-de-coco

El Aceite de Coco contiene aproximadamente un 90% de grasa saturada. Durante algún tiempo este valor ha sido utilizado por la industria alimentaria para crear el falso mito del colesterol y las grasas saturadas. Pero el cuento ya se les ha acabado. Efectivamente, el Aceite de Coco contiene un alto porcentaje de grasa saturada, ¿y qué? ¿acaso todas las grasas saturadas son iguales? indudablemente la respuesta es NO.

Durante años, la industria alimentaria nos ha hecho creer que incluir Aceite de Coco en nuestras dietas era perjudicial para nuestra salud, lo que nunca nos han dicho es que el Aceite de Coco es una fuente de triglicéridos de cadena media (MCT), conocido como la mejor fuente de ácidos grasos por ser transformados rápidamente en nuestro cuerpo en energía, en lugar de almacenarla, lo que ayuda a quemar el exceso de calorías y favorece la pérdida de peso natural. Otro dato que nunca nos dan es que las grasas saturadas presentes en el Aceite de Coco son ricas en ácido laúrico, ácido que consigue aumentar los niveles de HDL, o lo que es lo mismo, colesterol bueno en la sangre.

El Aceite de Coco Virgen obtenido por presión en frío tan sólo contiene pulpa pura de coco prensada hasta obtener aceite. El procedimiento de cultivo, recolección prensado y empaquetado, al igual que su procedencia (asiática y africana), encarecen, aparentemente, el precio del producto. Sin embargo, debemos saber que el Aceite de Coco no se oxida, resistiendo mucho mejor los cambios de temperatura sin degradar sus propiedades al pasar de un estado a otro al cocinarlo. Por ejemplo, a la hora de freír, el Aceite de Coco nos durará mucho más que el resto de aceites vegetales.

Cocinar con Aceite de Coco

A la hora de incorporar el Aceite de Coco en nuestra dieta tenemos que saber que lo encontraremos en estado sólido y de color blanco. Este aceite empieza a derretirse cuando se calienta a más de 25 ºC y tiene su punto de humo alrededor de 187 ºC (muy Aceite de Cocoalto), por lo que no se oxida con facilidad. Lo más sencillo es calentarlo al baño maría unos segundos, o si vas a usarlo en la plancha o sartén, puedes ponerlo directamente sin derretir y, al llegar a 25 ºC se derretirá. El Aceite de Coco no se oxida ni se vuelve tóxico al cocinarlo a altas temperaturas, manteniendo sus características a pesar del calor. Puede usarse derritiéndolo para mezclarlo con otros alimentos o por debajo de 25 grados, como la mantequilla.

El Aceite de Coco es una alternativa perfecta para hornear, freír o untar, además es la opción ideal para preparar comidas pre-entrenamiento y desayunos, ya que cuando los triglicéridos de cadena media son enviados al hígado se convierten directamente en energía, aumentando tus niveles de energía y disminuyendo la sensación de hambre.

El Aceite de Coco tiene un olor y sabor característico que en las comidas calientes es casi imperceptible, permitiendo que los platos conserven su sabor original. Cuando hablamos de frituras todo son ventajas puesto que, al absorberse tan poco, rara vez incide en el sabor de los alimentos, dándole una textura extra crujiente. Para freír, en guisos, platos al horno, salteados, para salsas, en ensaladas o en platos asiáticos como woks, el Aceite de coco conseguirá darles un gusto especial a la par que sano. Un buen libro para aprender ricas recetas hechas con Aceite de Coco y salir de la monotonía en la mesa es “Cocinar sin Carbohidratos”, donde aprenderás deliciosas recetas elaboradas de manera saludable.

Además gracias a su sabor dulce, el Aceite de Coco es perfecto para postres, batidos y repostería casera como bizcochos o galletas. Podemos sustituir las grasas menos saludables que normalmente usamos por Aceite de Coco, aportándoles un sabor más exótico o incluir una o dos cucharaditas en tu café o infusión favorita.

Como ya hemos dichAceite de Cocoo, el Aceite de Coco no se altera al cambiar de un estado a otro ni se oxida ni amarga al usarlo en la cocina, por eso podemos utilizarlo en nuestros platos de múltiples formas manteniendo siempre sus propiedades, característica que no tiene ningún otro aceite. Si lo que quieres es mejorar el valor nutricional de los alimentos que cocinas, sustituye los aceites y grasas habituales por Aceite de Coco pero asegúrate que éste sea Aceite de Coco Virgen Original o ecológico certificado y que no contiene aditivos y no ha sido sometido a ningún proceso químico.

 

¿Quiere leer más sobre otros beneficios del Aceite de Coco?

Suscríbase al blog ahora de manera gratuita dejando su dirección de email aquí y recibirá automáticamente los nuevos artículos sobre el Aceite de Coco que se publiquen en esta página web. No usaremos su correo electrónico para nada ajeno a este blog ni recibirá correo basura de nuestra parte. Además, estaremos muy agradecidos si nos ayuda a divulgar esta importante información compartiéndola con sus entorno en las redes sociales o como estime oportuno. ¡Toda ayuda será bienvenida!

Si te gustó este artículo también te gustarán estos:

2 comentarios

  1. Trinidad C Galvan

    Una cucharada en ayunas? Y como se una para la pile? En total cuantas cucharadas al dia?

  2. Eliecer Batista

    Buena informacio

Deja un comentario